ventana

ventana

Sean bienvenidos

Sean bienvenidos

Invitación y bienvenida

Hola amig@s, bienvenid@s a este lugar, "Seguir la Senda.Ventana abierta", un blog que da comienzo e inicia su andadura el 6 de Diciembre de 2010, y con el que sólo busco compartir con ustedes algo de mi inventiva, artículos que tengo recogidos desde hace años, y también todo aquello bonito e instructivo que encuentro en Google o que llega a mí desde la red, y sin ánimo de lucro.

Si alguno de ustedes comprueba que es suyo y quiere que diga su procedencia, o por el contrario quiere que sea retirado de inmediato, por favor, comuníquenmelo y lo haré en seguida y sin demora.

Doy las gracias a tod@s mis amig@s blogueros que me visitan desde todas partes del mundo y de los cuales siempre aprendo algo nuevo. ¡¡¡Gracias de todo corazón y Bienvenid@s !!!!

Si lo desean, bajo la cabecera de "Seguir la Senda", se encuentran unos títulos que pulsando o haciendo clic sobre cada uno de ellos pueden acceder directamente a la sección que les interese. De igual manera, haciendo lo mismo en cada una de las imágenes de la línea vertical al lado izquierdo del blog a partir de "Dios", pasando por todos, hasta "Galería de imágenes", les conduce también al objetivo escogido.

Espero que todos los artículos que publique en mi blog -y también el de ustedes si así lo desean- les sirva de ayuda, y si les apetece comenten qué les parece...

Mi ventana y mi puerta siempre estarán abiertas para tod@s aquell@s que quieran visitarme. Dios les bendiga continuamente y en gran manera.

Aquí les recibo a ustedes como se merecen, alrededor de la mesa y junto a esta agradable meriendita virtual.

No hay mejor regalo y premio, que contar con su amistad.

No hay mejor regalo y premio, que contar con su amistad.
No hay mejor regalo y premio, que contar con su amistad. Les saluda atentamente: Angelita.

lunes, 21 de marzo de 2011

VIANDA SÓLIDA

      
   VIANDA SÓLIDA

Hace 3 años un dolor insoportable en mi columna me imposibilito para caminar durante 4 meses, los especialistas de columna me dijeron que sin operación sería imposible volver a caminar; y aun operándome era muy poco probable que pudiese hacerlo, pues tenia una hernia en la columna L4-L5 y discartrosis L5-S1
La noticia era terrible pero no era la última palabra, porque por encima de la medicina y de la ciencia está Dios y yo he creído en Él y le he creído a El.
Recuerdo que cuando estaba postrado en la colchoneta que acondicioné en la sala de mi casa, venían a mi mente pensamientos como (no volverás a caminar, nunca te levantarás de esa colchoneta, no podrás recuperarte) Sin embargo en mi espíritu escuchaba una voz muy fuerte que me decía: ¿Qué es lo que harás? ¿De qué manera concluirás en esta situación? ¿Aplicarás los principios que YO te he enseñado?
Ponía Alabanza y Adoración recordando la historia de Abraham que en medio de su dolor (sacrificar a su hijo) dijo: (Gn22:5) Entonces dijo Abraham a sus siervos: Esperad aquí con el asno y yo y el muchacho iremos hasta allí y ADORAREMOS y volveremos a vosotros.
Pensar en los momentos que Abraham tuvo que vivir cuando iba rumbo al monte para sacrificar a su hijo, pensando en ADORAR a Dios por encima del dolor que el sentía; me hizo concluir que mi dolor no era tan grande comparado con el que Abraham sintió y que yo debería de imitar el modelo del padre de la fe.
Así es que tirado en la colchoneta de la sala de mi casa ponía mi estéreo y alababa y adoraba a mi Dios confiando en que Él me levantaría de ese lecho de dolor y enfermedad
Y en esos momentos de adoración que yo tenía con mi Dios, un día le dije: Dios no importan los pensamientos que el diablo pone en mi mente, no importa lo que los médicos me dicen, no importa lo que la ciencia no puede hacer por mí.
LO ÚNICO QUE YO SE, ES QUE ¡PREFIERO MORIR CREYENDO, QUE VIVIR DUDANDO!
Uno de esos días Dios me preguntó ¿Qué esperas para caminar?  yo no daba crédito a lo que escuchaba en mi espíritu, respondí: Señor Tú sabes que yo ¡no puedo caminar! y Él me respondió: TODO LO PUEDES EN CRISTO
No digas no puedo, debes de entender que Yo he puesto el 50% de mi parte que me tocaba y ahora te toca a ti poner tu 50% para que el milagro se consume.
Tenía más de 3 meses en cama y no podia ni siquiera dar un solo paso, pero después de escuchar estas palabras en mi espíritu me puse de pie y comencé a caminar llorando del dolor.
Mientras caminaba sentía que la columna se separa de mis piernas y sentía un dolor que jamás en mi vida había sentido pero escuchaba esa voz que decía SOLAMENTE HAZLO porque yo he hecho mi parte y ahora te toca hacer la parte tuya.
Ese día caminé sintiendo un dolor inexplicable hasta la esquina de mi calle y de regreso, y llegue llorando a la casa del dolor y de la emoción, otro día pude caminar hasta el mercado de mi colonia, después pude ir a la iglesia caminando sin que los hermanos me cargaran, hasta que finalmente un día la sanidad fue total y yo podía caminar.
Los doctores no daban crédito al milagro que veían en mi columna, me dijeron: uno de 1000 puede recuperarse sin cirugia del problema que usted tenía; esto es algo inexplicable.
Ahora que recuerdo los pensamientos que pasaron por mi mente diciéndome TE QUEDARÁS PARA SIEMPRE INVÁLIDO SIN PODER CAMINAR  Y ME VEO NO SOLAMENTE CAMINANDO SINO HACIENDO MI VIDA DE UNA MANERA NORMAL puedo declarar con toda convicción:
¡YO PREFIERO MORIR CREYENDO, QUE VIVIR DUDANDO DE MI DIOS!
 Pastor: Alex Niño (Comunidad Cristiana Alimento Sólido)



No hay comentarios: